martes, 18 de noviembre de 2008

¿Eutanasia pasiva?

Si a un perro tuerto y con un tercio de catarata en El Ojo le entregas cariñosamente un bote vacío de nocilla, Hacendado por supuesto, las probabilidades de que se quede ciego por el chocolate ¿se reducen entonces a un 25% más o menos? ¿lo estoy matando?¿o será que le estoy haciendo feliz la vejez al Braulio?


(grrr)

9 comentarios:

Música dijo...

le estás haciendo feliz la vejez a Braulio, no lo dudes.

Toshiaki dijo...

Si a ti te dan un bote de nocilla no eres feliz? Eso sí, dáselo vacío, pq como se lo des lleno...

Pecosa dijo...

Di que sí, que la vejez ya debe ser chuna de por sí... ¿A quién le amarga un dulce?

Sunion30 dijo...

Pi, yo por un bote de NOcilla hasta vendería mi alma así que no puedo ser objetivo. Llegados a cierto punto, mejor disfrutar.

Un beso fuerte del toro que se ha colado por tus campos de nuevo!

ruidoperro dijo...

Feliz seguro. ¿Y quién no? además, si se lo das vacío encima se entretiene en llegar hasta la nocilla, hacendado, claro.

frikosal dijo...

Si yo fuera Braulio te pediría la nocilla. Y ya siendo ciego, dos cajas de diacepan.

La duda la tengo en que sea Hacendado.

Pi dijo...

Frikosal!!!! no puedo meterme en tu blog porque me da PÁNICO bajar el cursor y encontrarme con ESE RETRATO DE UNA SERPIENTE!!! PERDÓNAME! pero bienvenido seas al Cardhu, por supuesto. Respiraré profundo y me daré una vuelta cuando tenga a mano alguien que me ayude a pasar por las fotos comprometidas rapidito....

Chicos, todos, creo que sí, que ya puesto es mejor darle una vezjez con caprichitos a mi canchoso.
Ruido, no veas tú cómo dejó el bote: no le llegaba la lengua hasta el fondo, y se quedó con ganas de más, a pesar de dejar un margen perfecto de cristal transparentísimo.

Sunnion, welcome again a esta humilde pradera.
Abrazos grandes para todos!

Tesa dijo...

Feliz, por supuesto. Al llegar a una cierta edad y valorando el deterioro del tiempo hay que tener la manga ancha. Mi gata Nina, hace lo que le viene en gan que para eso tiene 13 años y sobrevive a un cáncer. No le gusta la nocilla, pero sí las gambas, eso sí, cocidas en su punto.

Pi, creo que tenemos vidas paralelas, aunque con una salvedad, soy muy urbanita, el campo y las ciudades pequeñas para una excursión.

Precioso, Braulio. Mímalo.

Besos, Pi

FER dijo...

¿En serio los perros se quedan ciegos con el dulce o es una leyenda urbana similar a la que decían los curas con la masturbación?